jueves, 27 de noviembre de 2008


A raíz de los resultados publicados por Ernst & Young sobre la XI Encuesta Global de Seguridad de la Información, podemos afirmar... que absolutamente nada cambia.
Un breve resumen de todo el estudio podría ser que las personas son y siguen siendo el eslabón más débil de la cadena, y que el verdadero impulsor de la seguridad es el miedo a que se vea dañada la reputación y el valor de la marca.
En otras palabras, publican por dónde son vulnerables y qué es lo que más valoran... El propio estudio es una muestra de que nada cambia y nada se ha entendido.


lunes, 24 de noviembre de 2008


Mañana 25-Nov-08 a las 00:00 CET se abre la partida.
Como es habitual, los jugadores serán informados en las primeras 24 horas.
Límites en el Principio de Pareto y la elegancia de la simpleza

lunes, 10 de noviembre de 2008


Hace un mes, la gente de Outpost 24 declara haber descubierto un grave error en el protocolo base de la Red: IP.
Dicho fallo hace vulnerable a cualquier equipo que lo use (es decir, todos).
No existen pruebas contundentes de la veracidad y Outpost 24 avisa que ofrecerá más información durante su conferencia a mediados de mes en Helsinki.
Realmente se trata de la tercera gran alarma que aparece durante el 2008.
Más allá de la auto-publicidad que genera el aviso o de su propia veracidad, los departamentos de seguridad informática deben dedicar recursos a la investigación con la poca información con la que cuentan. Y al hacerlo, bajarán sus defensas.
La distracción ha funcionado. Por tercera vez...

lunes, 3 de noviembre de 2008


El experimento del espectador apático: Pasotismo.
Si se simula un accidente de un grado medio delante de una única persona, existe un 85% de probabilidades de que corra para prestar ayuda.
Si por contra, se simula el mismo accidente frente a cuatro, las probabilidades de recibir ayuda decrecen al 31%.
Es sencillo, el ser humano tiene una gran capacidad para repartir responsabilidades, y una capacidad inversamente proporcional para asumirlas. Jugar con ello es muy sencillo y algunos lo hacen de maravilla...